sábado, 2 de octubre de 2010

Historias de Terror con Nekozawa sempai


La Carreta del Diablo.

Cuando era niño, mi abuelita, siempre me decia que no me asomara a la ventana a las 12 de la noche.
Todas las noches, siempre se escuchaba una carreta, jalada por dos caballos y un jinete dirigiendolos...

Justo en el camino en el que se ubica mi casa, unas calles mas adelante, hay un cementerio, grande y ya muy viejo.

Las personas mayores, entre ellas, mi abuela, dicen que La Carreta del Diablo, sale de alli, en busca de almas que llevarse, por lo regular, se lleva personas enfermas, viejas o que esten a punto de morir, pero...

Si alguien llega a observarla, aunque sea solo un segundo.... dejara de existir en este mundo.

La Carreta del diablo, ha existido desde ya hace mucho tiempo, me platico mi mama, ya que su abuelita, o sea mi bis abuela, tambien ya la conocia.... y en pleno año 2010, sigue dando de que hablar.

Mi mama dice, que los caballos de esa carreta, por lo que le contaba su abuelita, eran grandes, con la carne caida y se les miraban los huesos, de los ojos, les salian lenguas de fuego y que las pisadas que dejaban al pasar, eran de fuego, en cuanto al jinete, siempre hiba con la vista al frente, pero siempre traia un sombrero cubriendole la mirada, pero cuando el volteaba a mirar a alguien, se dice, que era el diablo.

Una noche, cuando ya me iba a dormir, extrañamente. comenze a escuchar los pasos de unos caballos, me dio curiosidad y abri la puerta de mi casa, me asomé y no habia nada, pense que fue mi imaginacion, asi que me fui a dormir.

Al dia siguiente, una persona vecina de la calle de atras, habia fallecido y una vecina, dijo, que en la noche habia escuchado a la Carreta del Diablo, y que mejor se llevo a sus niños a su cama, ya que ellos estaban despiertos.

Asi pasaron 3 dias, y una vez mas en la noche, se escucharon las pisadas de los caballos, esta vez, logre escuchar inclusive el ruido de las llantas viejas de madera de aquella carreta, me dio mucho miedo, me dio un escalofrio terrible que jamas habia sentido, me fui a mi cuarto y logre dormir.

Ya en la mañana, otra persona habia muerto, al parecer estaba muy enferma, pero dicen los vecinos que la carreta, paso a un lado de mi casa, justo en frente de la casa de los niños.... dice la señora de esa casa, que uno de ellos estaba a punto de mirar por la ventana, justo en ese momento la carreta se detuvo, pero la señora alcanzo a quitar al niño de la ventana, pasaron unos segundos.... y la carrera retomó su viaje.

Este relato, mas que historia, es realidad ya que por las noches, en determinados dias, se escuchan los pasos de los caballos y el sonido de las ruedas de... La Carreta del Diablo.

2 comentarios:

KaZuMi dijo...

Historias de terror!! **
Javis.kun! ya tienes una fiel seguidora de esta seccion!..

me gustó esta historia! n.n esperaré la proxima

Jaime dijo...

k miedoooo